El Club ORI visitó la Fundación la Hermana Micaela, ubicada en el barrio Jerusalén al sur de Bogotá

Compartir con los niños y las madres de la fundación sobre la cultura mexicana, fue su objetivo principal, logrado por medio de actividades y decoración de la fundación.

Por: Nathaly González
Oficina de Relaciones Internacionales
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

El pasado viernes 19 de mayo, los miembros actuales del Club ORI, conformado por algunos ex beneficiarios de programas internacionales de la UNIAGUSTINIANA, junto con la dirección de la Oficina de Relaciones Internacionales ORI, visitaron la Fundación la Hermana Micaela, ubicada en el barrio Jerusalén al sur de Bogotá.

Durante la jornada, las estudiantes Laura Bueno y Lina Barajas, estudiantes del programa de Hotelería y Turismo, quienes realizaron un semestre de intercambio académico en México, en el primer semestre de 2016, acompañadas de Yudy Rodríguez, que también vivió una experiencia de intercambio académico en Perú, presentaron a los asistentes elementos distintivos de la cultura y sociedad mexicanas.

Compartir con los niños y las madres de la fundación sobre la cultura mexicana, fue su objetivo principal, logrado por medio de actividades y decoración de la fundación. Tras ser una sorpresa su visita, fue notorio en sus rostros la felicidad y ansiedad que generaron en ellos por compartir un espacio distinto al de su diario.

Inicialmente, se realizó una breve presentación en la que los asistentes conocieron aspectos relevantes sobre la cultura de México, como la celebración del día de las madres, la ubicación del país, su exquisita gastronomía y algunos de sus personajes más representativos. Posteriormente, se proyectó la película “El libro de la vida” la cual les permitió familiarizarse aún más con el país azteca.

 

Además, se realizó una muestra gastronómica, los asistentes degustaron unos típicos burritos y los tradicionales nachos con guacamole del país mexicano y con galletas de postre en forma de cactus, con estas, estuvieron encantados.

Como resultado de la actividad, los asistentes expresaron su gratitud por el acto presentado, nada más reconfortante que percibir cuán importantes y enriquecedoras son estas actividades para ellos, y tal como lo expresó una de las niñas asistentes “gracias por darnos la oportunidad de conocer un poco de otras culturas del mundo”.

Con el desarrollo de esta actividad, el Club ORI busca impactar de forma positiva a la comunidad llevando las experiencias recopiladas en el exterior a lugares remotos de la sociedad. De esta forma, los miembros del CLUB ORI fueron multiplicadores de la experiencia y enseñanzas aprendidas durante su proceso de movilidad.

Inicia sesión para enviar comentarios

Publicaciones

Agenda Uniagustiniana

Videos Informativos